Nuevos caminos.

Hola, amigos, muy buenas.

Septiembre y octubre estuvieron muy bien, de lujo. Noviembre, hasta el maratón, comme ci, comme ça, las últimas dos semanas, tras la carrera, golfeando a discreción, más de lo recomendable, pero bueno, que nos quiten lo bailado, que se suele decir.

Quedan aún 27 días hasta mi cumpleaños, hasta el final “oficial” de este quincuagésimo año, un buen año -con sus luces y sus sombras- pero mentalmente lo voy dando ya por concluido, la cabeza está ya en los proyectos de 2015.

Que, en lo deportivo, y siempre bajo el lema “Ilusión, Constancia y Humildad”, se resumen en bajar de peso sí o sí (91,00 en estos momentos, hemos de llegar como sea a 75 a mediados de abril), hacer un triatlón de media distancia (1/2 Ironman, Peñiscola, 26.04), quitarme la la espinita de los 101km. de Ronda el 9 de mayo, seguir entrenando con ilusión en los meses de verano, acompañar a Pepe en su debut maratoniano en Nueva York (01.11) y rematar la temporada corriendo la mejor maratón del mundo, la de Valencia 2015.

Para echarme una mano disfrutaré de la ayuda de Vanessa Huesa, mi entrenadora de natación “de los viejos tiempos”, hoy día una excelente preparadora de gente que hace tri en serio. Además del contacto y planificación de entrenos por correo, I´net y demás, nadaremos juntos un día por semana (con posterior comida y comentarios de cómo va todo) y saldremos juntos en bici al menos un día al mes.

La foto, ya que vamos a volver al mundillo del triatlón, siquiera por unos meses, se comenta sola. Está tomada en el segmento de bici de mi primer Ironman, Klagenfurt 2007, disfrutando como un enano. Sirva de motivante recuerdo.

En lo taurino, comentar que he estado entrenando bastante de salón estos últimos meses en la Escuela, a las órdenes del maestro Copete. Ahora, en diciembre vamos a ir un par de días al campo, con mi amigo, mi “apoderado”, como cariñosamente me gusta llamarle, Rafi de la Viña, a torear unas vacas a puerta cerrada. Y el día 27, si Dios quiere, empezaré el 50 cumpleaños toreando un par de eralas  para disfrute -espero- de todos los amigos que quieran venir a iniciar la fiesta con toros y flamenquito del bueno. Lo del festival, si todo va bien, será después de Ronda, ya en peso y hechuras de novillero. Hasta entonces, salón y campo hasta aburrir, tanto como se pueda.

Ilusionados saludos.

P.C.: Por último, que me lo dejaba, en lo personal también hay ilusiones. Me doy con un canto en los dientes con que la gente que quiero me permita hacerle feliz. Que no es poco, no.

No hay comentarios

Categoria: General, Toros, Triatlón, Ultrafondo | Tags:

Puede seguir los comentarios de esta entrada a traves de RSS 2.0.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CAPTCHA Image
Reload Image

Unable to load the Are You a Human PlayThru™. Please contact the site owner to report the problem.

 

© Digitus web & multimedia · Diegolleo

 
This site is protected by Comment SPAM Wiper.