Hola amigos, muy buenas.

 Esta podría ser la penúltima entrada antes de partir mañana al medio día a Macrofondear un poco por la Comunidad. Si no querías ir, no haberte apuntado, burro.

 Realmente hubiese podido esperar y contarlo todo el domingo, al regresar, pero bueno, hay algunas cosillas, ninguna especialmente trascendente, nada serio, pero me apetece comentarlas, siquiera brevemente.

 Por ejemplo, que cada vez es más público y notorio que soy un desastre de mentalista, que haciendo predicciones no me ganaré la vida. Me he pasado todo el fin de semana de Altea anunciando que ayer martes, día 15, mi nombre sería uno de los que aparecerían en la lista de agraciados con una plaza en la lotería del IM de Hawaii. Pues no. Chufa. No nos ha tocado la lotería. Ellos se lo pierden. Yo también, claro.

 Más cosas. El año que viene está lejísimos. Antes hay todavía que cumplir con los objetivos de esta temporada (Ronda + IM Zurich), descansar, recuperarse, disfrutar, organizar la Pujada al Castell, quizá, incluso, preparar como Dios manda la maratón de B.B.A.A., a ver si me saco una espinita que me quedó por ahí clavada hace ya cinco años. Pero ya os digo, y no voy de coña, ni es un calentón de esos de leer crónicas de los amigos (o, al menos, no es sólo eso, quiero decir) que en 2009 el objetivo principal será la Marthon des Sables. Se me ha metido en la cabeza y sólo la podré sacar de ella haciéndola. Es tan sencillo como eso.

El Valencia campeón de copa. Bueno, ellos no se lo merecen, nosotros sí. O sea que no está mal del todo. Aunque reconozco que no me hubiese importado que ganase el Getafe. Por los chavales, que se merecían una alegría tras lo del Bayern, por lo poco que se lo merecen estos y, sobre todo, muy especialmente, por mi amiga Mina, mejor persona que corredora, lo que, en su caso, con lo que corre, quiere decir, necesariamente, ser muy buena persona. Un beso, guapa.

 Seguimos entrenando. El martes natación con Vanessa, 1.200m., (200 + 4x100pn/brazos/crol+4×50 remadas/crol + 1×400 crol/braza). Ayer miercoles carrera a pie. Mismo entreno de la semana pasada, las cuestas en el Parque de Cabecera un pelín más rápidas y con un poco menos de sensación de ahogarme, o sea que algo se podría decir que hemos mejorado de un miercoles a otro. Los tiempos, de memoria, creo que fueron 2´05´´ + 2´03´´ + 1´51´´+1´45´´(frente a 2´28´´ + 2´10´´+1´58´´+1´50´´ que ya me habían parecido muy meritorios). La recuperación tras la última impecable, al minuto 125ppm., al siguiente 94ppm. Todo perfecto. Antes, al medio día, masaje, luego, tras el entreno, P.F. en el club.

Hoy tengo 2h.30´de bici. haré 1h.30´con la de carretera, de 13 a 14:30, luego con la de montaña me iré por el rio, paseando a la piscina de la Petxina, donde he quedado con Vanessa “a recuperar” la natación que no hice el lunes. De ahí al despacho y luego a casa en la bici, en total serán unos 20km. de bici urbana. Si por la noche tuviese huevos, con perdón, de poner la vieja Razesa en el rodillo y hacer media horita, podría haber instaurado el entreno de las tres bicis. Veremos, nunca se sabe.

Pues eso, amigos, que todo sigue bien, os dejo, voy a seguir currando un poco.

Ilusionados saludos.